Marketing Emocional. La Escuela de la Buena Suerte. Patrizia Gea

MARKETING EMOCIONAL

MARKETING EMOCIONAL: ENAMORAR CON TU MARCA

 Foto de Eugenio Recuenco

El marketing emocional no sólo satisface al consumidor, lo entiende, lo escucha, lo seduce y lo enamora.

Pero ¿a qué se debe que sobrepase los límites de la simple oferta y demanda?

  1. Intenta entender al consumidor, su mente y el porqué de su compra
  2. Quiere saber el porqué se le da un valor, no sólo el valor en sí. (El valor es relativo)
  3. Quiere saber qué transmitimos y cómo nos perciben.

 El marketing emocional no queda en la superficie, porque no aspira a tener relaciones superficiales con los consumidores, crea conexiones emocionales para una relación matrimonial: la fidelización, en un mundo donde la globalidad es la primera fuente de “puesta en práctica de cuernos” y donde Internet es el mayor prostíbulo.

 

El objetivo primordial del marketing emocional es enamorar, no seducir, aclaro:

  •  Con la seducción nos compran o visitan una vez, somos un desliz pasajero, no repiten, es como el lío de una noche, si te compré no me acuerdo ni de tu web.
  • Con el enamoramiento repiten, nuestro producto/servicio enamora:

                                   – Producimos satisfacción (por solución a un problema o por hedonismo).

                                   –  Integración en un determinado grupo

                                   – Cubrimos un deseo aspiracional.

           

Pero entonces ¿cuál es la clave para que mi producto/servicio no sea uno más y los enamore? 

Practicar el  primer mandamiento,

“Jamás ser uno del montón”

  •     Repetido
  •     Intercambiable
  •    Impersonal
  •   Homogéneo
  •     Abundande
  •     Precio mínimo

Haz de ti, de tu producto y de tu servicio una marca.

Las marcas  se crearon para diferenciar productos que corrían el riesgo de ser tan difíciles de diferenciar como una gota de agua. Compramos por el valor que le damos a la marca.

 

Pero….

¿Cómo hago para que mi marca destaque con tantísima información?

¿Cómo conectar de forma significativa con el consumidor?
¿Cómo creo experiencias de marca?

Solución:

1.     – Hay que tener una identidad integra y coherente, si no representamos nada con sentido, carecemos de cualquier fe.

2.     – Hay que crear conexiones emocionales con nuestro consumidor.

Los seres humanos necesitamos crear conexiones emocionales, somos seres sociales por naturaleza y sin ellas es imposible tener una vida plena o unos clientes satisfechos, pero  ¿CÓMO CREAR CONEXIONES EMOCIONALES?

Solamente podemos crear conexiones emocionales y relaciones con RESPETO.

(Se aplica a cualquier tipo de relación humana saludable)

El respeto se basa en:

1.      ACTUACIÓN

2.      REPUTACIÓN

3.      CONFIANZA

***

De estos tres principios surge un código de conducta que llevamos a cabo en nuestra vida y en nuestros negocios:

LAS 15 CLAVES PARA OBTENER RESPETO.

1.      RENDIMIENTO: el respeto nace de lo que hacemos. De cumplir lo que prometes en cada interacción con tu público objetivo.

Es como un novio/a que siempre te dice que va a bajar la basura, si nunca lo hace, y no crees en los milagros, pierdes la fe.

 

2.      INNOVACIÓN: un proceso de continua mejora. Innovación con valor.

Si no innovas, aburres, para algo se creó el Kamasutra.

 

3.      COMPROMISO: asumir el compromiso hasta sus últimas consecuencias.

Si no te comprometes, no puede existir relación ninguna.

 

4.      SIMPLIFICA: la cosa debe ser sencilla, si es complicada, desaparece. Sólo es comerciable lo sencillo y lo que se puede explicar en menos de 1 minuto y ser entendido.

En este caso, a la mujer le cuesta más simplificar por explicar con más detalles, las mujeres también tardamos más en decidirnos, el hombre toma la decisión de compra en el punto de venta en 3.2 segundos, probablemente ¿por qué alguien le ha hecho la lista de la compra antes?

 

5.      DESNÚDATE: Internet es la nueva playa nudista, desnúdate con naturalidad.

El moreno integral es más atractivo.

 

6.      REPUTACIÓN: Se forja a lo largo de toda una vida y se puede perder en un instante.

 

7.      EN LA PROA, COMO EN TITANIC: debes ir en la cabeza, puede ser incómodo y solitario, pero siempre tienes las primeras vistas.

 

8.      JURO DECIR LA VERDAD: da la cara, sé franco.

 

9.      INTEGRIDAD: integridad de tu equipo, de tus productos, de tus servicios, de tus balances contables y de tu propia integridad.

 

10.  ACEPTA RESPONSABILIDADES: el trabajo va asociado a la autoestima, riqueza, prosperidad y opciones. Ofreces calidad cuando superas las expectativas. Alcanzar, superar y luego volver a repetir.

                                     

11.  NO ESCATIMES EN SERVICIO: el servicio es lo que permite que meras transacciones se conviertan en relaciones. El producto en sí no crea conexión emocional, se crea a partir del servicio.

 

12.  CUIDA AL MÁXIMO EL DISEÑO: Si no eres estéticamente estimulante y funcionalmente eficaz, te conviertes en paisaje. Tienes que ser diferente, no basta con actuar de forma diferente.

 

13.  EL PODER DEL VALOR. No basta con el valor del céntimo, sino la percepción del valor de cada céntimo. Sólo cuando el consumidor percibe que el valor de lo que recibe, es como mínimo, equivalente, respeta la oferta.

 

14.  GÁNATE LA CONFIANZA. Los consumidores están desenado confiar en ti, quieren que seas fiel a las aspiraciones e ideas que compartes con ellos. Predica con el ejemplo.

 

15.  FIABILIDAD: Es el requisito mínimo para ganar respeto.

      Si no te fías de él/ella, la posibilidad de divorcio es mayor.

 

¡Sigue estas 15 claves y conseguirás el respeto de tus clientes!

 

 

Ejercicios propuestos por La Escuela de la Buena Suerte:

1.      Convierte la innovación en parte de los pensamientos diarios.

2.      ¿Quieres que todos respeten tus ideas y tu empresa? Empieza a respetar las ideas de los demás.

3.      La mejora continua hace que tus beneficios mejoren

4.      El diseño en primer plano. Un diseño de calidad es el primer paSo para obtener una respuesta del consumidor.

              Patrizia Gea

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *